Desventajas de los dispositivos de seguridad electrónicos

Nuestra casa generalmente es protegida por diversos equipos que adquirimos que se encargan de cuidarla y que nos sintamos tranquilos dentro de ella ya que la inseguridad puede estar a la vuelta de la esquina y nos puede acarrear problemas si no estamos protegidos ante ella.

Existen muchos tipos de dispositivos que nos permiten sentirnos más tranquilos en cuanto a seguridad se refiere, pero no porque sean electrónicos podemos fiarnos de ellos ya que pueden tener diferentes desventajas que no queramos en nuestra vivienda.

Resistencia física ante ataques.

Mientras que una cerradura multipunto es una de las más seguras del mercado, también existen otras opciones que pueden sernos útiles, siendo las cerraduras electrónicas las mejores ya que nos ofrecen diferentes formas de acceso y con mucha seguridad.

Sabiendo esto, podemos decir que son dispositivos fiables, pero hay un problema muy grande que tienen estos, la resistencia. Los componentes que conforman este tipo de dispositivos son muy frágiles en cuanto a resistencia física hablamos, lo que puede desencadenar en una brecha de seguridad si los dejamos solos frente a los delincuentes.

Teniendo en cuenta que los delincuentes usan diferentes herramientas como lo son las ganzúas, un taladro, palancas, entre otras, las cerraduras deben tener buena resistencia para que estas no puedan ser acabadas mientras es utilizada una de estas herramientas ya que en ese caso pierde todo el poder de protección y deja al descubierto la seguridad de la que dependemos.

Partes electrónicas no duraderas.

Si bien es sabido que las cerraduras electrónicas contienen partes que son de este tipo, tenemos que saber que no todo dura por siempre, y un ejemplo muy grande de esto son las baterías. Las cerraduras, ya sean por código o biometría siempre tendrán una batería que será la encargada de darle la energía a esta y poder usarla sin problemas.

En el caso de que esta se quede sin batería, tendremos una cerradura inservible. ¿Por qué? Sencillamente porque el mecanismo interno de esta está realizado para funcionar con ella, y si no la tiene entonces la puerta será bloqueada y se necesitará la ayuda de un cerrajero para poder abrirla.

No solamente será un gasto innecesario, sino que en ese caso podemos perder la puerta así como también la cerradura electrónica, haciendo un gasto grande para que venga a ser dañado fácilmente, y con esto tener que hacer un gasto mayor incluyendo la puerta que ha sido rota.

Inversión en los dispositivos

Mientras que una cerradura normal puede llegar a ser costosa según la seguridad que esta posea, las cerraduras electrónicas son más costosas aún por la tecnología que va incluida en estas, por lo que realizar la compra de una hay que tener en cuenta el golpe al bolsillo que esta traerá, y además de eso tener presupuestado esto para no llevarnos sorpresas luego cuando necesitemos otra cosa.

Lo mejor es conseguir una que se apegue a nuestras necesidades y que sea lo suficiente para así poder evitar gastos innecesarios en otra que no podamos utilizar o que no le demos el uso adecuado.

Posted under Cerraduras Inteligentes